Los mejores toalleros eléctricos

Es sabido que España es uno de los países de Europa que disfruta de más horas de sol y buen tiempo. Pero en muchas zonas la humedad es un inconveniente durante las cuatro estaciones del año.

Pueblos y ciudades situados en las costas atlánticas y cantábricas registran una humedad media anual de entre el 75 y el 80%. En la zona mediterránea este valor es del 70%. Así, los habitantes de estos enclaves deben decantarse por sistemas alternativos para conseguir que las toallas lleguen a secarse claramente.

Una de las mejores soluciones que encontramos para olvidarnos de la sensación de humedad y del mal olor que esta provoca en nuestra ropa de baño, son los toalleros eléctricos.

Nuestro preferido para esta labor es el Fabinstore Toallero Eléctrico, por su coste, tamaño, potencia y sencillez de empleo de su termostato.

Pero no únicamente podremos secar la ropa de baño. Un toallero eléctrico puede servir para elevar la temperatura de baños de pequeñas dimensiones sin ocupar prácticamente espacio.

Además de contar con de una pluralidad muy extensa de costos, desde 35 a más de 100 euros, además dispondremos de múltiples tamaños para amoldarlos a la superficie de la que dispongamos.

Lo que hay que saber

Secado y/o calefacción

Lo primero que debemos pensar en el momento de seleccionar un producto de esta clase es qué empleo queremos darle. Si lo que nos resulta de interés es solo secar las toallas podemos seleccionar modelos que no superen los 80 o 90 vatios. Esta potencia será suficiente para suprimir la humedad del textil de baño.

Pero si además de esto queremos conseguir una temperatura agradable en el aseo, deberemos decantarse por modelos más potentes.

Los especialistas nos ofrecen una fácil operación para descubrir qué potencia precisamos: multiplicar 80 W por cada m2 que tenga nuestro baño y al resultado sumarle un 30% (la potencia que consumen para secar las toallas).

Ponemos un caso: para calentar un baño de unos 4 m2, necesitaremos un toallero eléctrico de (4 metros x 80 Watios, que son 320. Más un 30% que son unos 107, total…) unos 400 vatios de potencia.

Pero, ¿de qué forma afectará la instalación de secador de toallas a nuestra factura de la luz?

Pues la verdad es que no sufrirá un aumento excesivo ya que, siendo aparatos con una potencia que no supera los 1.000 W, no consumen demasiado.

Aun de esta forma, lo mejor es que elijamos un modelo con termostato. De esta forma podremos programar tiempos y temperaturas para conseguir en el baño una cálida sensación y unas toallas con perfección secas.

Fácil instalación

La ventaja esencial de un toallero eléctrico es que su instalación es muy fácil. No necesitaremos realizar obra por el hecho de que no están vinculados al sistema de calefacción del hogar.

De hecho, la mayoría de ellos vienen acompañados de un fácil kit de instalación, compuesto por aguantes, tacos y tornillos.

Lo único que debes tener en cuenta es que tu baño cuente con enchufe en la pared donde vayas a anclar el toallero, que como resulta lógico será en una zona alejada de la ducha.

También es conveniente instalar estos aparatos en la zona más ventilada, por el hecho de que de esta forma prevenimos el sobrecalentamiento.

Y, naturalmente, olvídate del mantenimiento. Se limpian de forma fácil con un paño húmedo y no resulta necesario vaciarlos ni purgarlos.

Dimensiones y acabados

Elige tu toallero eléctrico pensando siempre y en todo momento en la cantidad de toallas que tendrás que secar y, además, en el espacio con el que cuentes en tu baño. Algunos modelos disponen de múltiples dimensiones, lo que te deja aprovechar cualquier hueco en la pared de tu aseo.

En cuanto a los acabados, dependen de tu estilo de decoración y tus gustos. Tanto los cromados como los blancos dan muy, muy buenos resultados.

La mejor elección por calidad y coste: Fabinstore Toallero Eléctrico

El Fabinstore Toallero Eléctrico reúne múltiples elementos que lo transforman en una alternativa ideal para conseguir unas toallas secas y una temperatura ambiente ideal en baños de pequeño tamaño.

Disponible en múltiples tamaños, (72 cm de alto por 40 de ancho; 92 cm x 48 cm; 1375 cm x 48 cm; y 1703 cm x 55 cm) lo que nos deja seleccionar dependiendo de la superficie de la que disponemos y del número de toallas o albornoces que precisemos secar.

La potencia cambia conforme las dimensiones que elijamos. Los 300 vatios del más pequeño garantizan conseguir una buena temperatura ambiente en baños de unos 3 m2. Para aseos más grandes existen modelos de 500, 700 y 1.000 vatios, idóneos para suprimir la humedad y conseguir una buena sensación térmica en el aseo.

Uno de los puntos en favor de este toallero es que dispone de un termostato electrónico que deja programar los tiempos de encendido y apagado, además de esto de regular la temperatura.

Muy combinable gracias a su acabado en color blanco. Incluye todos los elementos precisos para el montaje.

En resumen, buenas posibilidades por un coste moderado.

El más completo: Cecotec Toallero

Este es, sin duda, el modelo más completo ya que tiene un sistema que deja, por un lado secar las toallas, y por otro, que tu baño este siempre y en todo momento a la temperatura deseada. Por eso, es uno de los más demandados del mercado.

En su faceta de calentador, los 450 W de potencia del aparato dejan caldear espacios de unos 8 m2. Gracias a la pantalla LED que lleva integrada, podremos ver la temperatura de la estancia en la que se ha instalado el toallero.

En cuanto a las toallas, este modelo incorpora un programa para secar la ropa de baño de manera eficaz en solo dos horas, tras las que el aparato se desconectará automáticamente.

Cabe resaltar dos características particulares que garantizan la seguridad del empleo del toallero: un sistema antisalpicaduras y un sistema de auto apagado en el caso de sobrecalentamiento del radiador.

Tiene un diseño de líneas bien elegantes, fabricadas en aluminio y libres en 2 acabados, blanco y acero.

Se instala de forma fácil ya que se anexan todos los elementos precisos para esto.

Orbegozo TH 800: fácil y práctico

Para aquellos que solo intentan que sus toallas estén calientes y secas en el momento de la ducha, les sugerimos este modelo de Obergozo. Pequeño, ligero, fácil y, sobre todo, práctico. Estas son las razones que hacen que sea uno de los más vendidos y más valorados por los usuarios.

El Obergozo TH 800 cuenta con 95 vatios de potencia, suficiente para tener toallas calientes y secarlas tras el baño o la ducha, pero ten presente que no va a calentar la estancia.

Es un producto idóneo para aseos muy pequeños ya que mide 60 centímetros de ancho por 54 de largo y tiene capacidad para entre 3 y 5 toallas pequeñas.

Este modelo no dispone de termostato, pero si incluye el kit de montaje.

KUDOX – Toallero térmico eléctrico

Otro modelo básico que nos asemeja interesante es el toallero eléctrico Kudox, con más capacidad para toallas que el precedente y además de igual modo efectivo para secar la ropa de baño.

Este toallero térmico está libre en múltiples tamaños (30×110; 40×70 y 50×110), y con diferentes potencias, entre 150 y 250 vatios.

Podremos seleccionar dos acabados, cromado o blanco, lo que a los amantes de la decoración les dará más juego.

Carece de termostato, pero será suficiente con activarlo media hora antes de emplear nuestras toallas para conseguir que estén calientes y secas.

Incluye todos los elementos precisos para su instalación. Sólo un pero: vienen los cables pelados, conque, a menos que lo enganchemos de forma directa al cajetín de la luz, deberemos ponerle nosotros el enchufe.

Un modelo versátil

La ventaja del secador de toallas Silber es su utilidad, ya que, además de esto de instalarlo en la pared, podemos incorporarle un pie y ponerlo sobre el suelo. Como es ligerísimo, no llega a los 3 kilos, lo moveremos de forma fácil a cualquier punto de la casa.

Tiene 90 W de potencia, lo que supone que solo nos será útil como secador, no como radiador. Aunque no dispone de termostato, se puede sostener encendido 24 horas sin que se resienta la factura de la luz.

Este modelo está libre en un solo acabado, plateado, y con unas dimensiones de 88 centímetro de alto por 54,4 de ancho, y capacidad para unas 4 toallas.

Incluye los elementos precisos para anclarlo a la pared del baño.

Última actualización el 2019-12-04 at 10:50 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados