Los mejores cuchillos jamoneros

photo  dce

Si te agrada disfrutar de los manjares gastronómicos, no hay nada mejor que un buen jamón ibérico. Pero para degustarlo, no es suficiente con hacer una buena preparación en el curado del jamón, sino el corte del mismo he de ser perfecto, para conseguir en el paladar la mezcla veteada de jamón justa y con el grosor recomendable.

Entonces se hace preciso contar con un buen cuchillo, que nos deje mondar el jamón y conseguir con lo que salgan las lonchas deseadas. Los especialistas han escogidos algunos de los mejores cuchillos jamoneros, y han optado como el favorito por el Arcos Universal, marca con una marcada tradición en la fabricación de cuchillos.

¿Por qué un cuchillo jamonero?

Para conseguir un corte ideal en un jamón hacen falta tres pilares básicos: un buen soporte jamonero que nos facilite el corte, una persona con unos conocimientos básicos sobre el corte de jamón y un juego de cuchillos en el que un buen cuchillo jamonero es imprescindible.

No acostumbramos a darle relevancia a tener buenos cuchillos en la cocina, pero debemos entender que son una herramienta de trabajo principal y que son imprescindibles para ahorrarnos trabajo y asistirnos a recortar los comestibles de la forma recomendable.

En cuanto al cuchillo jamonero tiene una misión muy esencial, hacer la loncha con el grosor recomendable y conseguir así un sabor increíble.

Incluso los especialistas aconsejan tener un juego de cuchillos con pinzas para no tocar las lonchas al cortarlas y evitar con lo que pierdan la grasa del jamón tan apreciada. Además, mantiene que lo idóneo es tener tres cuchillos: uno para mondar el jamón y conseguir con lo que salgan las lonchas limpias sin corteza, otro cuchillo puntiagudo para recortar el jamón alrededor del hueso, y el más esencial de todos ellos: un buen cuchillo jamonero. También aconsejan como imprescindible, tener una chaira para afilarlos.

Una vez elegido un buen cuchillo jamonero podrás observar que al utilizarlo, las lonchas de jamón tienen el grosor idóneo para degustar sus matices, desde la carne curada al aceite procedente de la grasa del mismo, un placer incomparable.

¿Cómo seleccionar el mejor cuchillo jamonero?

Lo primero que has de saber es qué particularidades debe tener un buen cuchillo jamonero para poder hacer una elección recomendable del mismo.

La empuñadura: Aunque la hoja sea de acero inoxidable, la empuñadura puede ser de acero inoxidable de igual modo que la hoja, de madera o de plásticos. Debemos seleccionar la empuñadura con la que más cómodos estemos y más nos guste su tacto.

El tamaño de la hoja: Los cuchillos jamoneros se identifican por tener una hoja larga, flexible y estrecha, destacando así sobre el resto de cuchillos, más cortos y de hoja más ancha. Para que un cuchillo sea de calidad debe tener una hoja de acero inoxidable por sus particularidades de higiene infrecuente, su flexibilidad y su poder anticorrosivo. La longitud de la hoja debe acercarse a los 270 mm, aunque podemos localizar en el mercado cuchillos desde los 240 a los 360 mm de hoja.

La punta del cuchillo: Podemos localizar cuchillos con punta afilada o redondeada. Los segundos son más seguros, pero como los jamones se cortan con el cuerpo de la hoja del cuchillo, en un caso así tener una hoja en punta o redondeada no afecta al corte.
Otras particularidades de la hoja: Hoy día en el mercado encontramos hojas con recubrimiento de teflón antiadherente, hojas de porcelana, etc, pero la tradicional hoja de acero inoxidable es la que nunca falla. También encontramos hojas con alveolos (huequecillos) que facilitan que la loncha no se peque al cuchillo, aunque si utilizamos pinzas, no resulta necesario una hoja alveolada.

Accesorios como funda para guardar el cuchillo: Es esencial guardar el cuchillo en una funda para evitar que se dañe el corte de la hoja o que se ralle. La funda es un factor de seguridad para el transporte del cuchillo y para mantenerlo en perfectas condiciones. No afecta en la calidad del cuchillo pero sí afecta en su durabilidad favoreciendo la buena conservación del mismo.

El mejor cuchillo jamonero: Arcos Universal

La empresa de españa Arcos, con sede en Albacete ciudad con gran tradición en la industria cuchillera, nos presenta un modelo fácil, económico y de empleo diario para recortar jamón en las mejores condiciones.

Con un diseño de corte tradicional, en el como predominan las líneas rectas, pero robusto mientras que bien elegante.

Su hoja acabada en punta de acero inoxidable Nitrum, patentado por la marca, de larga durabilidad y alto desempeño. Flexible y con un grosor de 280 mm nos dejará recortar jamón con total comodidad. También cabe resaltar el detalle alveolado, que deja que discurra el aire entre la loncha y la cara de la hoja evitando con lo que se pegue el jamón cortado.

De hecho algunos especialistas apuntan que han tenido múltiples encuentros entre el hueso del jamón y la hoja del cuchillo, y que ha continuado íntegra, preservando su filo. Otros aconsejan que entonces de cada corte, lo asentemos con la chaira unas dos o tres veces para conservar el filo del cuchillo lo más íntegro posible.

Otros especialistas en cambio mantienen que para algunos cortes de jamón, la hoja del cuchillo es grosísima y demasiado ancha, incluso hasta resulta pesado al manipularlo.

El mango está fabricado en polioximetileno, más conocido como POM, un material económico pero de grandes posibilidades como son la higiene y la sencillez de la limpieza. Debido al material es considerado indeformable, incluso a altas y bajas temperaturas, lo que nos asegura una durabilidad estupenda.

Más allá de las particularidades del material, el mango se amolda de forma perfecta a la mano. Permitiéndonos un buen agarre para un corte eficaz pero al tiempo seguro.

Los remaches machihembrados que mantienen los laterales del mango a la espiga del cuchillo son de acero inoxidable, otorgándole al tiempo resistencia y durabilidad.

El coste del cuchillo ronda los 20€, siendo bastante económico tratándose de cuchillos de este género.

Otras opciones

3 Claveles

Otro cuchillo con el respaldo de una marca con trayectoria en la fabricación de cuchillos.

Cuenta con una hoja de acero inoxidable, y a lo igual que el Arcos tiene unos alveolos en la misma, para que al recortar se desprenda con sencillez la loncha de jamón del cuchillo, aunque los especialistas mantienen que debido a su anchura cuesta un tanto más desplazarlo a lo largo del corte. De todas formas, sus 290 mm de hoja hacen de este cuchillo una herramienta muy cómoda y eficaz para el corte de jamón. Su acabado es en punta redondeada, que aporta un extra de seguridad mientras que se está manejando.

También a lo igual que el Arcos, su puño de alta calidad fabricado con polioximetileno (POM) que le aporta higiene, durabilidad y firmeza en el agarre.

El cuchillo viene roblonado con unos remaches de acero inoxidable que al tiempo atan la empuñadura de plástico con la espiga de hierro.

Todo el conjunto del puño hace que el cuchillo esté listo para un corte cómodo, permitiéndonos conseguir un corte limpio y unas lonchas de jamón del espesor recomendable. Aunque algunos especialistas mantienen que en comparación con otros cuchillos, siendo tan fino el temperado del filo es más débil, perdiéndolo con sencillez y haciendo que debamos echar mano frecuentemente de la chaira.

Además la calidad de los materiales nos asegura un cuchillo que durará tiempo en nuestra cocina y por un coste bastante asequible de uno 20 €.

Jamonprive

Oriunda de Albacete, meca de fabricación de cuchillos por antonomasia, y especialistas en todo lo relacionado con el planeta del jamón, la compañía Jamonprive no podía ser la excepción y no fabricar cuchillos acordes al planeta de los ibéricos y serranos.

La particularidad que distingue a este cuchillo es que su hoja está protegida con un novedoso sistema de corte anti-accidentes, consistente en una especie de funda plástica que se pone al cuchillo jamonero para dejar que siga cortando buenas lonchas de jamón sin estar con miedo a cortarnos. Además el sistema de corte, presenta la novedad de servir tanto para cortadores diestros para cortadores zurdos.

Si damos los primeros pasos en el planeta del corte del jamón, este cuchillo es ideal, pues sabemos que nadie aprendió a recortar jamón de forma excelente sin llevarse algún corte de regalo. Podremos retirar el protector anti-accidentes en cualquier momento.

Con sus 30 cm de largo y su hoja llana de 300 mm muy flexible, nos aseguramos un buen corte aunque al no tener alveolos como el Arcos o el 3 Claveles, posiblemente el corte se nos dificulte un tanto, en tanto que la loncha se adherirá a la cuchilla. Acabada en forma redonda, le aporta un plus de seguridad al momento de manipular el cuchillo.

El mango de plástico POM de una sola pieza, le da ligereza y robustez al corte, pero le asegura durabilidad de empleo al cuchillo.

El costo del Jamonprive, es de apenas unos poco euros más costosos que el resto, rondando los 25€.

Quttin Classic

Otra de las compañías albaceteñas más conocidas en la industria de la cuchillería, nos presenta este modelo muy barato de cuchillo jamonero, tan económico que su costo no supera los 10 €.

Con su hoja llana, fabricada en acero inoxidable alemán enriquecido con molibdeno y vanadio, aportándole una mejor flexibilidad pero además resistencia al momento del corte.

La hoja del Quttin terminada en punta y de gran flexibilidad, tampoco es alveolada; pero su espesor de 250 mm nos bastará para conseguir lonchas finas, aunque teniendo el debido cuidado de que no se peguen al cuchillo y se rompan a lo largo del corte.

Al igual que el resto de los cuchillos, el ergonómico de POM así como unos remaches de acero inoxidable que mantienen las cachas del cuchillo con la espiga del mismo, hace que se consiga un cuchillo que de seguro no se escapará de nuestras manos a lo largo del corte.

La desventaja es que pierde su filo con mucha sencillez, aunque puede resultar un tanto molesto tener que afilarlo habitualmente, no es nada que una chaira no pueda solucionar.

Bergner Uniblade

La empresa Bergner nos trae un cuchillo de una sola pieza, fabricado íntegramente en acero inoxidable, ideal para los amantes y defensor acérrimos de este género de material en la cocina. Además debido a su diseño sobrio y bien elegante, es del género de cuchillo ideal para exhibirlo sobre la encimera en un porta cuchillos o en el tradicional imán en la pared de la cocina.

Desde su hoja recta de 250 mm acabada en punta, hasta su mango, está forjado de una sola pieza. Con este cuchillo no debemos preocuparnos por los remaches en el mango, ni con los efectos del desgaste producto de su empleo. Además el material nos asegura una higiene total del cuchillo.

Si bien es verdad que el mango de acero inoxidable le aporta mayor robustez además le añade un peso extra que puede repercutir en el corte. Si no somos especialistas cortadores o por lo menos no es una cosa que hagamos habitualmente, quizás mejor decantarse por otro cuchillo más ligero con mango de POM.

Su coste no es para nada elevado, de en torno a unos 10 €, sorprendiendo a más de uno que cree que un cuchillo fabricado íntegramente en acero puede resultar costoso.

Última actualización el 2019-12-04 at 17:51 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados