Los mejores candados de bicicleta

photo  edfffb

No todos tenemos la opción de poder dejar la bicicleta en un sito seguro como un garaje. Ir al trabajo, a la universidad o a donde sea, implica que la bicicleta deba quedar por largos periodos, amarrada y expuesta; contando además de esto con la intranquilidad que nos provoca tener que dejarla.

Para aportarnos un tanto más de calma, unos especialistas han probado diferentes géneros de candados eligiendo múltiples opciones, pero como el favorito por sus posibilidades y coste, al candado Rixow.

¿Por qué un candado de bicicleta?

Muy fácil, evitarnos un inquietud. Por más bicicleta económica que tengamos, perderla implica perder dinero y tener que invertir en otra nueva.

Elegir un buen lugar de aparcamiento no siempre y en todo momento es fácil, hay ocasiones en que no nos queda otra y la bicicleta tristemente está expuesta. Aparcar en la calle acostumbra a ser lo usual, no todos los lugares son seguros, no todas las horas del día son las mejores y precisamos que cuando la intentemos, la bicicleta esté allá.

Solemos tomarnos la elección del candado a la ligera, pero tengan presente que aquel que birla una bicicleta, el tema candados es una cosa que tiene realmente bien estudiado. Sabe que mecanismo es más fácil de violentar, que material se puede recortar, que bicicleta está bien amarrada y como no, hallar solo la rueda delantera o trasera amarrada al candado es algo frecuente.

Algunos intentan sitios dónde haya muchas bicicletas aparcadas, pues se sienten más seguros. Da igual si una o veinte, si no está bien asegurada es presa simple.

Debemos invertir en un buen candado, pensemos que con ese dinero nos estamos ahorrando un inquietud, tener que regresar a invertir en otra bicicleta y quedarnos a pie.

Recomendaciones

Lo primero que has de saber es que los candados cambian en su forma, y es suficiente con mirarlos para reconocerlos, determinados de ellos son:

  • Las espirales delgadas, habitúan a ser los más usados y los más fáciles de violentar. Algunos habitúan a usarlos como candado accesorios, para sostener el casco o cualquier otro accesorio de la bicicleta. Podremos hacerlos más seguros mudando el sistema de cierre, pero vamos, que pudiendo seleccionar otros…
  • Las espirales gruesas, son la versión mejorada de las espirales delgadas, pero de la misma manera frágiles. Son útiles si la bicicleta estará suelta por periodos cortos y a nuestra vista, por poner un ejemplo si tomamos algo verla desde la ventana del bar.
  • Los candados redondos o al cuadro, se mantienen de forma fija al cuadro y dejan que la rueda trasera quede bloqueada. Este candado no nos sirve para sostener la bicicleta a un factor fijo y también implican llevar un cierto peso sobre la bicicleta. También sirven si dejaremos la bicicleta sola en un periodo corto de tiempo, por poner un ejemplo realizar un recado, una adquiere o similar.
  • El pitón articulado, ya mejora el nivel de seguridad pues su carcasa externa es recia y el cable interior es de acero. Es transportable pero pesa más. El tema con estos candados es que la longitud es limitada, si la bicicleta queda lejísimos del poste no nos será útil. No es inviolable, se puede recortar, pero se tarda sensiblemente más.
  • El candado de horquilla o forma de U, a pesar de ser robustos dejan amarrar la bicicleta a elementos fijos. Se puede llevar en el propio cuadro al paso que andamos aunque es un tanto pesado. Es uno de los más seguros pues no se rompe con un cortafríos, se precisa de una sierra o percutor y lleva su tiempo romperlo.
  • La cadena delta, es uno de los sistemas más seguros y por eso son de los más costosos. Pesan mucho, pero te dejan aparcar la bicicleta donde sea y puedes cerciorarte de que con él puesto tu bicicleta no irá a ningún lado.
  • Plegables, es como tener una combinación entre una cadena delta y un candado en forma de U, pero esto no hace que sea más seguro, sino es un candado que nos ofrece una alta seguridad como otros.
  • Los candados de disco no son válidos para todas las bicicletas. Para poder utilizar este género de candados debemos tener la bicicleta pertrechada con frenos de disco. Suelen usarse para motocicletas más que para bicicletas, pues al no amarrar la bicicleta a ningún poste, no quedamos exentos de que nos birlen la bicicleta incluso con el candado puesto. Pueden ser una alternativa para fortalecer otros candados.

A tener en cuenta

Más allá del género de candado que elijamos debemos tener en cuenta otros factores que deben ver con el ambiente donde dejemos la bicicleta, el tiempo que la dejemos sola y el momento del día. Estas cuestiones nos van a dar una pauta de qué nivel de seguridad precisamos y qué género de candado adquirir.

Si vamos a dialogar de ambientes, las zonas donde la bicicleta queda más expuesta habitúan a ser aquellas que se sabe de antemano que los hurtos son frecuentes, si no tenemos conocimiento pensemos al revés, las zonas más seguras son aquellas que cuentan con vigilancia o incluso ciertas zonas residenciales cerradas. Las áreas rurales y las vías habitúan a ser zonas de poco riesgo; al paso que que hay zonas urbanas como los campus universitarios, que dependiendo la afluencia serán aproximadamente peligrosas.

Calcular el tiempo es muy fácil, cuánto más tiempo sola la bicicleta y menos a la vista esté, mayor seguridad en el candado. Si combinamos muchas horas estacionada, más una zona de riesgo alto, sin titubear debemos hacernos de un candado de seguridad máxima.

En cuanto a las horas del día, la noche siempre y en todo momento juega en contra, pues la oscuridad aporta cierta complicidad y anonimato. De la misma forma que en punto precedente, si dejaremos la bicicleta en una zona peligrosa, muchas horas sola y encima por la noche; o nos hacemos con un candado de muy buena seguridad o tendremos el hurto garantizado.

Para compensar la labor de los candados, podremos realizar ciertas acciones extra que aportan seguridad, como anudar bien la bicicleta siempre y en todo momento del cuadro; si la zona no es segurísima, todo lo que puedas desmontar de tu bicicleta llévatelo contigo; y si quieres mayor calma o tu bicicleta es carísima, puedes hacerte con dos candados.

Rixow

Es de del género de candados de cadena delta, siendo uno de los más seguros. Los eslabones son grosísimos, cerca de 6 mm y están fabricados en acero y cubiertos con una funda que evita rayones en el marco de la bicicleta.

La cadena siendo flexible deja que podamos amarrar la bicicleta a cualquier poste, el candado abierto mide cerca de 1 metro en conjunto pudiendo amarrar hasta dos bicicletas con el mismo candado.

Es un tanto pesado de transportar con sus prácticamente 750 gramos, pero vale la pena. Lo ideal es llevarlo en algún bolso, pues con el movimiento y el peso del candado podemos golpearnos o pegar la bicicleta; si queremos llevarlo amarrado al cuadro debemos asegurarnos de que quede bien sujeto.

El cierre es por medio de una combinación de 5 dígitos, evitando llaves extras pero acudiendo a nuestra buena memoria. La combinación numérica podremos mudarla las veces que deseemos y trae las debidas instrucciones.

Es un candado bueno dependiendo del género de bicicleta que tengamos, si nuestra bicicleta es carísima, quizás lo mejor sea hacernos con un candado un tanto más costoso y complejo, pues, aunque es seguro, no es de los más seguros que podemos conseguir.

Al ser fuerte y robusto, no será tan fácil de violentar con una cizalla a plena luz del día en una zona aproximadamente recorrida. No es recomendable su empleo, si dejaremos la bicicleta amarrada durante la noche y en una zona poco recorrida.

En en caso de que deseemos enganchar la cadena entre los rayos de la bicicleta o por bajo el sillín, la cadena de esta forma como el cierre puede resultar un tanto ancha y también incómoda de poner.

Kryptonite Mini 7 + Flex

Además de ser de los candados en forma de “U”, que como mentamos anteriormente son de los más seguros; cuenta con el respaldo de la marca Kryptonite, que es homónimo de calidad y seguridad en la fabricación de todo género de candados.

Fabricado acero temperado con un grosor de 13 mm, más del doble que el candado Rixow y en la línea de los candados más gruesos. El ancho y largo de su horquilla es de 8,3 x 17,8 cm, que de esta forma como los 360º de rotación, podremos ajustar el ángulo de bloqueo y amarrar la bicicleta a cualquier poste sin inconveniente.

Cuando no lo estemos empleando podremos trasladarlo en el manillar, en tanto que viene incorporado con un soporte para poner el candado y que quede sujeto. La idea es evitar que el candado vaya dando tumbos o bien oscile de lado a lado, pero en determinados manillares el soporte no se ajusta de forma recomendable y puede resultar algo incómodo. Además, el peso del manillar se incrementara cerca de 1,4 kg, pues es lo que pesa el candado, siendo incluso es de los candados más pesados.

Esta edición además de esto trae un cable flex (1 cm de grosor y 1,20 m de largo), que podremos emplear como sistema de seguridad ayudar, amarrando la rueda al lado del candado.

Es un candado ideal para amarrar la bicicleta durante tiempos prolongados, de forma indistinta de si la zona es recorrida o no y durante cualquier hora del día. La llave principal tiene una luz incorporada para que podamos ver la cerradura en el caso de oscuridad; trae también dos llaves de repuesto.

Abus Granit-54 X-Plus

Abus es otra marca reconocida en la fabricación de candados. El Granit 54 X plus puede resultarnos similar al Kriptonite por su forma, aunque es un tanto más costoso. En cuanto a las posibilidades de seguridad, no difiere del resto de los candados en forma de “U”, son de gran resistencia y pude ser empleado para amarrar la bicicleta por largas horas, en cualquier lugar a cualquier hora del día.

Podemos decantarse por medidas alternativas de 30 x 10,8 cm o 23 x 10,8 cm, y en los dos casos su espesor es de 11 mm. Tener en cuenta que como todos los candados de este género pesa, y este particularmente más de 1,5 kg. Está revestido en goma para proteger el cuadro de la bicicleta, aunque no es un recubrimiento de mucho espesor, pero ofrece una cierta una protección al cuadro y los radios de la rueda.

Aunque el cierre es parabólico para facilitarnos la apertura, la parte del cierre es un tanto más ancha y grande complicando los giros al acomodarlo para su amarrado. Cuenta además de esto con la posibilidad de transportarlo en un soporte, punto a favor y en contra, por un lado podemos ubicarlo en un lugar que no estorbe, pero debemos tener en cuenta que a esa zona le estaremos aplicado prácticamente kilogramo y medio de peso.

El candado incorpora dos llaves y una Code Card para poder pedir una llave extra a Arbus, en el en caso de que seamos muy despistados y perdamos las dos llaves.

Fischer

Es un candado plegable, que ofrece también una alta protección, aunque en comparación con los candados en forma de “U”, es menor. Su longitud es de 85 cm y se pliega hasta unos 25 cm para su guardado.

Incluye un soporte con cintas de velcro para poder transportarlo y evitar que se abra durante los desplazamientos. El sistema de las cintas no evita que el candado se mueva un tanto al paso que andamos, además de esto con el tiempo tienden a estropearse con mayor sencillez que otros aguantes. Es un candado bastante ligero en comparación con otros, pesa cerca de 1 kg.

Las bisagras del candado son muy resistentes, pero su cerradura con determinado tiempo de dedicación se puede violentar. No es una alarma para no adquirir el candado, solo que su empleo está más indicado para zonas con determinado tránsito, en las cuáles un ladrón no tenga todas las comodidades para hacer de las suyas.

Mpteck

Tiene una longitud de 1 metro y su grosor es de 15 mm, siendo del género de candados de espiral gruesa. El cable de acero está cubierto en caucho para evitar cualquier daño en la bicicleta durante su empleo.

Aunque no es de los más seguros, sirve para dejar la bicicleta amarrada al paso que hacemos un recado o tomamos algo en alguna terracita. Si tenemos un candado que nos ofrezca una seguridad máxima, podremos valernos del Mpteck como candado ayudar para asegurar las gomas o el manillar.

Viene con un soporte para su traslado. Como se enrolla, ocupa poquísimo espacio y además de esto es ligerísimo. Es un candado cuyo costo es de menos de 10 euros, con lo como determinados de sus materiales no tienen un buen acabado; los tornillos que mantienen el soporte, con el tiempo pueden finalizar oxidándose si se exponen repetidamente a la lluvia o la humedad.

Última actualización el 2019-12-04 at 18:21 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados