Las mejores jarras purificadoras de agua

umgluL

Hemos escuchado en muchas ocasiones que nuestro cuerpo es 70% agua que hay que restablecer de forma diaria y que por su lado hidratarnos de forma muy frecuente nos asegura un recomendable funcionamiento de nuestro organismo.

Pero además de esto de tomar agua en cantidad, precisamos que está sea de calidad. Muchas veces el agua del grifo no es la más recomendable y adquirir botellas de agua resulta costoso y no muy ecológico.

Unos especialistas han encontrado en las jarras purificadoras de agua, la alternativa para poder consumir agua de mejor calidad que la del grifo y sin adquirir botellas plásticas. La jarra Brita Marella ha sido elegida como la favorita entre otras alternativas.

¿Por qué una jarra purificadora de agua?

Porque mejora la calidad del agua que consumimos. Si bien las depuradoras se hacen cargo de hacernos llegar el agua bebible, el filtrado es a gran escala y masivo. Con una jarra purificadora, nos aseguramos un segundo filtrado, para complementar y ocupar, el que realizan las depuradoras.

Mejora el sabor del agua que consumimos. Si apreciamos que el agua que sale del grifo no sabe realmente bien o tiene un olor extraño, puede deberse a la presencia de materia orgánica y cloro (trihalometanos), o incluso contener restos de vertidos industriales como disolventes.

En ciertas zonas, la dureza del agua es concida. En recipientes de cocina o en la bañera, encontramos en muchas ocasiones restos de cal. Si dejamos un recipiente de agua en reposo, podremos incluso ver como estos restos de cal (calcio y magnesio) se decantan. Los filtros de las jarras purificadoras, contribuyen a capturar estos restos y evitan su ingesta.

Con componentes más complejos como aluminio, cromo, plomo, niquel, arsénico, o nitratos empleados en abonos agrícolas; pueden acudir a reducir su concentración con una jarra purificadora aunque no en su totalidad.

Ahora es esencial tener en consideración que se trata de una jarra purificadora. Mejorará la calidad del agua que consumimos, es un procedimiento que no precisa instalación de ningún género, son económicas y su tamaño es reducido.

Si por ejemplo, el agua que sale del grifo contiene durezas muy extremas, deberíamos pensar en filtros más costosos, que habitúan a requerir una instalación y con procesos de filtrado más complejos como es el caso de la Ósmosis.

Es decir, una jarra nos ayuda a mejorar la calidad del agua, pero por su costo y tamaño, no podemos pretender tener la misma calidad de agua que si empleamos filtros más complejos.

Recomendaciones

Cambiar los filtros con periodicidad, pues el filtro lo es todo. Cada modelo de jarra aconseja el tiempo recomendado de empleo y repuesto de los filtros, por lo general habitúan a durar un mes para una ingesta diaria de 4 personas. Como el repuesto es periódico, debemos tener en consideración su costo.

Es esencial respetar estos tiempos, pues si empleamos un filtro “gastado”, la jarra no purificará de forma recomendable el agua; incluso posiblemente desprendan componentes que han sido filtrados, empeorando la calidad del agua.

Algunas jarras cuentan con un indicador de repuesto de filtro, pueden ser digitales o analógicos. En otras en cambio, al no tener un indicador, deben mudarse teniendo presente la data del último cambio.

El amonio es un material que está presente en los filtros de las máquinas y aunque no es tóxico, el no repuesto de los filtros hace que se descomponga, siendo su descomposición tóxica.

Si precisamos tomar aguas singulares, como las bajas en sodio o de mineralización fuerte, lo recomendable es valerse de aguas embotelladas.

Claro que el uso de agua embotellada y de jarra purificadora puede conjuntarse; pero no valerse solo de la jarra purificadora, en tanto que quitan restos de componentes que no son ideales para el consumo, pero no asegura que el agua contenga la cantidad de minerales o el porcentaje recomendable de sodio que precisamos ingerir.

Algunas marcas aconsejan que el agua se guarde en la nevera, para contribuir a mejorar la calidad del agua filtrada y de los filtros. Lo que no es recomendable es tener la misma agua, durante muchos días fuera de la nevera a temperatura ambiente. Lo ideal es su consumo diario.

La preferida: Brita Marella

Tiene una capacidad total de 2,4 litros y 1,4 litros de agua filtrada. Se pueden ocupar sin concretar suprimir la tapa, por medio de un agujero con tapa.

Sus medidas son de 25,6 x 10,4 x 25,8 cm, y está fabricada libre de BPA.

Su filtro es de carbono, se recambia aproximadamente una vez al mes cada 100 litros de agua filtrada y tiene un indicador electrónico para facilitar el repuesto. El bulto de 4 filtros “Maxtra” cuesta cerca de uno 20 euros.

Otras opciones

Amazon Basics, la más asequible



Esta jarra de Amazon Basics puede guardar 2,3 litros de agua con 1,4 litros de agua filtrada. Cabe de forma perfecta en las puertas de las neveras (dimensiones: 10x24x26 centímetros) y capaz para el lavaplatos hasta 50 grados centígrados (sin la tapa).

Es ideal para agua dura, reduce el cloro, la cal y otras impurezas del agua. Es la jarra purificadora más asequible del mercado y tiene un indicador electrónico que notifica cuando es necesario mudar el cartucho del filtro. Normalmente cada 30 días y se puede adquirir por separado con cartuchos de AmazonBasics desde unos 15 euros y de BRITA MAXTRA.


Rebajas

La tapa es abatible, con asa ergonómica para servir sencillamente y se puede rellenar simplemente en el fregadero. Esta jarra incluye un cartucho de filtrado de agua.

Aqua Optima Oria

Rebajas

Aunque cuenta con mayor capacidad total que la Brita, 2,8 litros; los litros de agua filtrada son los mismos 1,4 litros.

Mide 26 x 11 x 25 cm, y se puede ocupar por medio de un agujero con ranuras en su tapa, con lo como la jarra no es totalmente cerrada y debemos tener un tanto de cuidado al servir si está muy llena.

No cuenta con un indicador de repuesto del filtro, sino se realizan por medio de avisos desde una aplicación sin coste. Incluye 6 repuestos de filtros de lignito “Evolve”. Su costo es de cerca de 15 euros para un bulto de 4 filtros.

Jata Hogar JH01

Con capacidad total para 2,5 litros. Incluye unas medidas que apuntan la capacidad de agua filtrada. Sus medidas son de 25 x 11 x 28,5 cm. Su llenado es similar a la Brita, por medio de un agujero con tapa.

Su filtro es iónico y mantiene el ph del agua entre 7-8, con capacidad entre 150 a 180 litros por filtro. Cuenta con un monitoreo manual para el repuesto del filtro. El bulto de repuesto ronda los 15 euros para 4 filtros.

Invigorated Living pH Restore

La particularidad de esta jarra es su filtro multifase con diferentes géneros de esferas de porcelana, piedra y zeolita, micro redes, gac y resina de intercambio iónico. El filtro incrementa el ph, y contribuye al aporte de minerales como selenio y calcio.

Su capacidad total es de 3,5 litros y sus medidas son de 26,7 x 13,3 x 25,4 cm.

Para mudar los filtros cuenta con un indicador digital, y su repuesto se realiza cada 360 litros. La desventaja es que lograrlos no es moco de pavo y su costo es muy alto: por un bulto de 3 filtros podemos llegar a abonar cerca de 70 euros.

Ufesa JA3000

La más asequible de todas, pero su principal desventaja es que para servir habrá que esperar a que filtre el agua por completo, pues si no puede entremezclarse con el agua no filtrada. El agujero de llenado puede abrirse sin retirar la tapa de la jarra.

Con capacidad total de 1,5 litros y medidas de 22 x 18 x 28 cm.

Sus filtros se recambian cada 4 semanas, tras filtrar de 100 a 150 litros de agua. Cuenta con un indicador manual. El costo del bulto de 4 filtros es de unos 13 euros, pero lograrlos no es labor simple.

Última actualización el 2019-12-04 at 18:40 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados