Las mejores bicicletas sin pedales

Hace un par de años que se empezaron a ver en el mercado pequeñas bicicletas sin pedales. Desde su aparición cada vez se han hecho más populares en tanto que se trata de una gran opción para que los pequeños aprendan a montar en bicicleta desde muy, muy pequeños y con plena naturalidad.

Modelos como la Bikestar dejan que pequeños desde los 2 años se familiaricen pronto con este medio de locomoción y consigan un control veloz del equilibrio.

Precisamente conseguir equilibrio de una manera progresiva y natural es una de las principales ventajas de este género de bicicletas. En estas bicicletas los pequeños se centran en no caerse y sostener el equilibrio de forma exclusiva, y aprenden a balancearse sin riesgo de caída en tanto que en cualquier momento pueden poner los pies en el suelo sin tener el obstáculo de los pedales.

Otra de las grandes virtudes de estas bicicletas sin pedales es que hacen que los más pequeños mejoren su coordinación. La motricidad precisa para utilizar al tiempo tanto piernas como brazos y desplazar el cuerpo para mudar la dirección, acelerar o frenar, es mucha. Así que los pequeños poquito a poco irán mejorando la coordinación y motricidad para conseguir sus objetivos.

Muy ligado a ese desarrollo motor va el desarrollo muscular, en tanto que la agilidad precisa para su manejo requiere que los pequeños hagan fuerza con todo el sistema muscular.

Lo más atractivo de las bicicletas sin pedales es que cambia el procedimiento por medio de el como los pequeños aprenden a montar en bicicleta. Tradicionalmente para enseñar a montar en bicicleta se usaban unos ruedines. Estas pequeñas ruedas eran un procedimiento poco efectivo en tanto que no se desarrollaba el sentido del equilibrio, y cuando al fin se quitaban los ruedines los pequeños realmente debían aprender de cero.

En cambio, con este nuevo sistema los pequeños desarrollan primero el sentido del equilibrio. Desde estas bicicletas bajas no hay riesgo de grandes caídas, pues realmente no hay altura, y además de esto les bastan los reflejos para poner los pies y disminuir al mínimo el riesgo.

Luego, la integración de los pedales y subirse a bicicletas más grandes lo hacen como una paso natural y sensiblemente más veloz

La primera opción de adquiere elegida por los especialistas es la Bikestar. Su atrayente diseño unido a que está fabricada en madera cubierta, de alta resistencia, la transforman en la recomendada también por los usuarios.

La bicicleta sin pedales KinderKraft se ha posicionado como segunda opción al tener en cuenta las necesidades de los pequeños y por esta razón agregar una bolsa de transporte en el manillar.

Bikestar – Bicicleta de Equilibrio de Madera

Esta hermosa bicicleta de madera con decoración deportiva sobre fondo blanco es ideal para que pequeños desde 3 años tomen el primer contacto con las dos ruedas.

Una de las grandes ventajas de este modelo es que el manillar tiene limitado el ángulo de movimiento por medio de unas gomas, lo que da una mayor sensación de seguridad a los pequeños cuando montan las primeras veces.

La fabricación de este modelo en madera da además de esto de un toque retro, que recuerda a los juguetes de antaño, una gran resistencia a los golpes. En este caso la resistencia es todavía mayor en tanto que lleva un recubrimiento resistente de alto impacto.

Los puños del manillar cuentan en su parte final con un acabado en bola que hace que las manos de los pequeños se sitúen apropiadamente y no se escurran.

La altura del sillín es variable con lo que va amoldando al desarrollo del pequeño, cambia de 37 a 43 centímetros. Mientras que el manillar tiene una altura de 55 centímetros que se amolda realmente bien a cualquier altura a la que se ubique el sillín.

Las ruedas son de 12 pulgadas y están hechas de un género de neumático que da una marcha realmente agradable.

KinderKraft Niños Fuerza Runner Bicicleta de Madera sin Pedales

Kinderkraft apuesta en este modelo de bicicleta sin pedales por un diseño moderno en tonos madera y azules, inspirado en las necesidades de los pequeños.

Por ello y pensando en el trajín que llevan siempre y en todo momento consigo, esta bicicleta lleva incorporada una bolsa de transporte en su parte delantera. Tiene gran capacidad y deja a los pequeños llevar sus juguetes, una botella de agua y otros menesteres que siempre y en todo momento desean llevar consigo.

Además, trae incorporado un timbre para que vayan notificando de su paso. O para que lo toquen sin más… hasta el agotamiento, que probablemente será lo que más les apetezca.

El asiento está fabricado en tela y es realmente agradable, además de esto de regulable en altura. La estructura de la bicicleta es de madera de abedul de alta resistencia. En el marco hay un asa de transporte para poder coger cómodamente la bicicleta y llevarla cuando los pequeños no deseen montar.

Las ruedas están pertrechadas con un agarre antideslizante que reduce el riesgo de caídas.

Chicco First Bike – Bicicleta sin pedales con sillín regulable

La Chicco First Bike es capaz desde los 2 años de edad. Se trata de una excepcional opción para agasajar a los pequeños su primera bicicleta y que vayan tomando contacto con el planeta de las 2 ruedas.

Una de las grandes ventajas de este modelo es su ligereza. Pesa menos de 3 kilos lo que supone una gran ventaja en el momento de transportarla y llevárnosla de viaje, en tanto que no nos dará molicie cargar con ella.

Está fabricada en un metal ultaligero que es el encargado de que pese tan poco. Este material es muy resistente y además de esto es el protagonista de la parte más estética de este modelo de Chicco, que recuerda a las bicicletas que se usaban en los años 90.

Tanto el sillín como el manillar son regulables en altura con lo que su vida útil llega hasta el momento en que los dueños tengan 5 años y pidan una bicicleta con pedales.

FEBER – My Bike Correpasillos

My Bike Correpasillos es como su nombre apunta el paso intermedio entre el uso del correpasillos y el de una bicicleta usual.

Esta bicicleta sin pedales apuesta por un modelo fabricado en materiales metálicos donde lo que más llama la atención son las ruedas con acabado todoterreno. Son ruedas de 10 pulgadas de material neumático listas para evitar resbalones y caídas.

Feber ha apostado con este modelo por este género de bicicletas que asisten a los pequeños a aprender a sostener el equilibrio y la coordinación de una manera natural y segura.

Esta bicicleta está recomendada para pequeños desde los 3 años.

Janod – Bicicleta sin pedales

Janod rompe con los estereotipos fijados y presenta esta bicicleta sin pedales que más asemeja una motocicleta, y realmente es una auténtica responde de la mítica Vespa,

Está fabricada en madera y tiene un estilismo que capta todas las miradas. Sobre todo de los mayores, que no saldrán de su sorprendo frente a la originalidad de esta ‘bicicleta-motocicleta’ que no es ninguna de las dos cosas.

Desde entonces es una gran opción para que los pequeños den el paso a las dos ruedas.

Además, su anchura en la parte posterior da un tanto más de estabilidad que las bicicletas tradicionales.

El sillín es graduable y puede cambiar de los 32 hasta los 36 centímetros y medio.

Los puños del manillar tienen una terminación en bola que mejora el agarre recomendable de las pequeñas manos de los pequeños y hacen que no se resbalen.

Este modelo es muy resistente y soporta grandes pesos. Su carga máxima son 50 kilos. Se puede utilizar desde los 3 a los 5 años.

Última actualización el 2019-12-04 at 17:40 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados