Las mejoras desbrozadoras de gasolina para combatir la maleza y especificar el césped

La desbrozadora se ha transformado en una herramienta complementaria de enorme utilidad para sostener el jardín o las zonas verdes en un estado inmejorable. Su función es recortar las malas hierbas o el propio césped en zonas a las que, por su complicado acceso, no llega el cortacésped.

En específico, son muy ideales para recortar en zonas angulosas o rematar bordes de flora. La evolución mecánica ha procurado que haya en el mercado modelos que, por su potencia, pueden acometer tareas más intensas como el corte de matorrales, maleza más compacta y también incluso pequeños arbustos.

De entre las escogidas, optamos por el modelo GGT650X-2 de la marca Greencut gracias a su buen comportamiento en la eliminación de maleza, perfilado de matorrales o recortes de césped a un coste bastante asequible.

Modo de funcionamiento: Su fundamento mecánico es muy fácil: un motor eléctrico o de gasolina de 2 o 4 tiempos que activa el disco de corte mediante un eje mecánico.

¿Eléctrica o gasolina?

En esta comparativa se examinan modelos de gasolina que son los más frecuentes.

Entre sus ventajas señalamos su mayor potencia y, en consecuencia, su mayor velocidad de desbroce, y la posibilidad de cortes más variados.

Puede con superficies más extensas y ofrece posibilidades más profesionales.

Entre los inconvenientes están su coste más elevado, el mayor estruendo y que son contaminantes.

¿De qué partes se compone?

Entre sus componentes destacamos los principales:

  • Empuñadura. Regulable para ajustarla y que sea cómoda en el momento de utilizar.
  • Brazo o barra. Pieza central como eje sobre la que se monta el resto de los componentes.
  • Cabezal de corte. Elemento principal sobre el que se instala el mecanismo de corte. Es decir, la parte que toca el suelo de esta forma sea esta de hilos de nylon o bien otras alternativas como los discos de corte o piezas metálicas que cambian su forma en función de su cometido específico. Obviamente, es desmontable para amoldar las alteraciones de corte.
  • Protector de seguridad. Componente de metal o plástico que hace de ‘paraguas’ de la cuchilla para evitar que brinquen piedras o bien otros objetos.
  • Tanque. Si el motor es a dos tiempos lleva una mezcla de aceite y gasolina conforme las proporciones fijadas por el fabricante. Si es de cuatro tiempos marcha solo con gasolina.
  • Correa. Para fijar al cuerpo la herramienta y hacer que sea más fácil su manejo.

¿Qué es y para qué exactamente vale el cabezal de hilo?

Con carácter general, se opta por el nylon. Es un dispositivo circular con entradas para el hilo que se enrolla en su interior dejando sueltos los cabos que, al virar de manera rápida por la acción del motor, desbrozan el terreno.

Son muy recomendables para hacer el paso precedente antes de pasar el cortacésped. Este cabezal para hilo de nylon enrollado puede ser de dos tipos:

  • Manual: Hay que parar la máquina y sacar el hilo si se gasta o se rompe por el deterioro para recargarlo. Hay que acceder al cabezal, desbloquear el carrete, sacar el nylon que no sirva para volver a la labor.
  • Semi automático: Lo que en el precedente se hace de forma manual, en un caso de esta forma se realiza con un simple golpe contra el suelo que libera el hilo. Ganas tiempo ya que no resulta necesario parar la herramienta.
  • Tricut: En vez de nylon lleva cuchillas de plástico y solo es compatible con algunos modelos.

Discos de corte

Se fijan al cabezal y están destinados a las tareas más duras que puede acometer una desbrozadora. Hierbas de grosor notable, maleza y también incluso pequeños arbustos son sus principales objetivos.

Reseñamos algunos géneros de discos:

  • De tres puntas: Orientado a hierba resistente y flora no leñosa (por poner un ejemplo, los helechos). Lo hay también en versión cuatro puntos que se aconseja para motores de menor cilindrada.
  • Dos puntas con zapas en los extremos: Los más recomendables para maleza compacta y zarzas. Gracias a las zapas se consigue un alto grado de trituración vegetal.
  • De vidia: El más tajante al llevar engastadas en las puntas de los dientes de sierra piezas de vidia (carburo cementado) de donde toma el nombre. Ideados para la tala menor de arbustos y pequeños árboles.

Qué tener en cuenta

  • Potencia: Importante toda vez que se valore que, cuanto más potente, más pesada. Mejor proponerse antes cuál será su cometido principal. Si es imperativa la potencia para realizarlo hay que querer este inconveniente.
  • Peso: Un factor muy a tener en cuenta ya que, para la labor física que requiere, puede ser un lastre. Si la superficie a desbrozar es pequeña se puede arriesgar
  • Ruido: Va en la naturaleza de la herramienta. Como es previsible, a mayor potencia de motor, más estruendo. Hay modelos que incorporan de serie mecanismos específicos para reducirlo. En cualquier caso, unos cascos se hacen imprescindibles.
  • Vibración: También resulta consustancial a sus particularidades, pero existen eficaces sistemas anti vibración. Un requisito esencial es que lo tengan ya que, en un caso de esta forma, no hay complementos (como los cascos con el estruendo) que reduzcan una sensación molesta, especialmente si la labor es larga.
  • Accesorios: Cuántos más traigan de serie, las utilidades se multiplican.

Equipo y medidas de seguridad

La desbrozadora no es una máquina especialmente peligrosa, pero requiere medidas de cautela muy vinculadas al vestuario y los complementos. Resulta básico la utilización de guantes de piel, lentes protectoras y ropa cómoda, a ser posible con camisa de manga larga y pantalón largo y calzado robusto.

Entre las medidas de empleo destacamos:

  • Comprobar de forma precedente que el motor marcha bien
  • Apagarlo siempre y en toda circunstancia a lo largo del transporte de la herramienta
  • Poner mucha atención en el tanque de comburente para examinar que no pierda y, lógicamente, no fumar a lo largo del trabajo de desbrozado
  • Tener siempre y en toda circunstancia presente el lugar de escape para evitar quemaduras
  • Evitar la presencia de pequeños o mascotas en la zona
  • Estar pendiente del suelo por si las moscas hay objetos que pueden dañar la herramienta o salir disparados a su paso con el coherente riesgo

Consejos de mantenimiento

  1. Engrasar las piezas que de esta forma lo requieran para evitar la oxidación y, muy esencial, dejar la bujía limpia tras la sesión para que funcione bien en la próxima.
  2. Revisar el filtro del aire cada cierto tiempo (en torno a las 25 horas de actividad amontonadas puede servir de referencia). Su limpieza se hace con agua y jabón.
  3. Vaciar el depósito antes de guardarla para asegurar que no haya ningún inconveniente.
  4. Es recomendable meter la máquina en un lugar que esté seco y tapada con una manta.
  5. Es recomendable, en el caso de los discos de corte, es comprobar y afilar las cuchillas para que no haya imprevisibles en la próxima jornada de desbrozado.

Greencut GGT650X-2: Ligera, fácil y asequible

Una opción ligera y muy competitiva en coste con una potencia satisfactoria en su segmento. Es ideal para tareas de limpieza de maleza, para especificar matorrales o para recortes específicos de césped.

Muy orientada a usuarios que apuesten por la sencillez de manejo y por resultados eficaces. Uno de los ‘pros’ más resaltados es que su arranque manual es realmente simple de activar y además de esto arranca con velocidad.

A la sencillez de empleo, también de montaje, colabora una bandolera que equilibra bastante el peso de la herramienta que vibra sin incordiar. Está concebida primordialmente para superficies medianas.

Monta de serie un manillar doble muy ergonómico que deja acceder sin inconvenientes a terrenos más bastante difíciles.

Admite un empleo que puede fluctuar entre dos y tres horas al día, aunque la durabilidad también hay que valorarla dependiendo del coste. Es decir, no se trata de una desbrozadora profesional y, por ende, hay cualidades, caso de la intensidad de empleo y los años que soporta, que las distinguen.

El cabezal es práctico y el hilo se restituye de manera fácil, toda vez que se tenga ya experiencia en ello o paciencia hasta soltarse.

Entre las objeciones, el consumo de gasolina es alto, en los márgenes en los que se mueven estas herramientas, y las tuercas requieren apretarse ya que a veces se aflojan a raíz de las vibraciones. En todo caso, buena relación calidad-coste.

Einhell GC-BC 30 AS: Muy manejable

Desbrozadora con escasas vibraciones, no muy estruendosa y con una potencia bastante satisfactoria. Todo ello a un coste razonable.

Su puesta en marcha se hace mediante un arranque digital que estabiliza el funcionamiento del motor.

Ligera y resistente, aunque en productos de estas particularidades el valor de la durabilidad no se puede conocer, obviamente, a corto plazo. Dependerá en buena una parte de la intensidad de empleo.

Como referencia, en una superficie de unos 300 m2 con una hora al día cumple las esperanzas. Siempre teniendo presente que hay diferentes variables que pueden mejorar o empeorar esta proporción en función de qué restos vegetales debemos suprimir.

Los modelos orientados al campo del jardín familiar no soportan la utilización diario durante múltiples horas pues no están diseñados para esto. En este caso, hay un avance más profesional sobre las alternativas primordialmente caseras.

De su sencillez de manejo tiene gran una parte de ‘culpa’ el manillar graduable tipo bicicleta fabricado en aluminio.

Avalon GB508-A: Potencia a costa de peso

Rebajas

Ejemplo de la opción que supone apostar por una desbrozadora potente: acaba pesando a raíz de los movimientos que hay que hacer con ella. Y eso a pesar de que el arnés se ajusta bien y resulta cómodo.

Se trata pues de un modelo sólido y eficaz que, además de esto de un coste económico más elevado, tiene otro en kilos. Pese a ello, el coste resulta muy ceñido a las posibilidades que ofrece.

Por lo demás, una máquina de mucha garantía para acometer ya tareas de mayor extensión y también intensidad.

Desbroza bien en escenarios bastante difíciles como puede ser el monte y puede con flora poderosa como pueden ser zarzales y también incluso arbustos pequeños.

Una de las quejas, y de esta forma lo expresan alguno de sus usuarios, es que el eje del cabezal no es compatible con otros cabezales.

Husqvarna 543RS: Otra dimensión

Un modelo que puede jugar en la liga profesional o en la familiar si hay presupuesto y jardín para tanto.

Marca de prestigio, sólida, potente, puede con cualquier labor de recorte y con los desbroces más complejos y todo ello se paga. Y bien.

Ese es su principal inconveniente, aunque, sí se dará un empleo intensivo y se precisa durabilidad, más que gasto supone una inversión.

Además, cuida el aspecto ecológico con un motor X-Torq de reducidas emisiones. Eficiente y muy manejable. Excelente calidad. Su relación el coste depende de los márgenes económicos de cada como.

Mader: Específica y con ruedas

Por diseño prácticamente un híbrido entre desbrozadora y cortacésped. No resulta demasiado versátil ni cómoda para algunos terrenos.

Sin embargo, en aquellos en los que sí puede actuar con garantías, como el corte de hierba baja, se realiza de forma muy fácil.

Más ostentosa que las usuales, se trata de una herramienta muy específica orientada a flora blanda.

Última actualización el 2020-04-08 at 16:50 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Guías de adquiere, creencias, artículos y análisis en Herramientas